Atracciones

Storm Slides: agua, toboganes y acción

Querido verano, aún no te has ido y ya te estamos echando de menos. Cada baño ha ido componiendo un recuerdo de estos tres meses, que pasan tan rápido que llega septiembre y todavía estás pensando qué has hecho de especial. Una rapidez muy parecida a la que se vive en un tobogán acuático, del que no te puedes bajar y pasa por altos y bajos para llegar a darte un buen chapuzón. En ocasiones un cambio brusco. No podemos vivir dentro de un tobogán, ni alargar el verano, pero sí podemos disfrutarlo al máximo y de eso se encargan en Typhoon Lagoon. Uno de los dos parques acuáticos de Disney World en el que encontrarás la atracción Storm Slides. No vayas contra corriente.

Los toboganes trillizos

¿Qué sería de Typhoon Lagoon sin los toboganes? El parque acuático cuenta con atracciones de lo más buscadas como Humunga Kowabunga, Gang Plank Falls, Mayday Falls, Keelhaul Falls, Forgotten Grotto y Overlook Pass. Y por supuesto, Storm Slides. El plural se debe a que la atracción está compuesta por tres toboganes diferentes con su nombre y apellido. Jib Jammer, Rudder Buster y Stern Burner serán los culpables de tu diversión en Storm Slides.

De diez de la mañana a seis de la tarde podrás disfrutar, manteniendo a raya la desesperación que pueda causarte hacer una (no demasiado extensa) cola, de los tres toboganes de Storm Slides. Sin requisito de altura, solo de valentía, todo aquel al que le apasionen el agua, la altura y los giros encontrará en esta atracción su mejor momento de Typhoon Lagoon.

¿Por qué Storm Slides es especial?

Ahora la pregunta es qué tienen estos toboganes para ser una de las atracciones más demandadas del parque acuático de Disney. A parte de sus tres pisos de altura, el entorno juega bien sus cartas en esta aventura. Te deslizarás entre rocas, atravesarás vegetación e incluso pasarás entre grutas. El final no podía ser otro que una cascada que te devuelva a la realidad.  Eso sí, con una caída corta.

Storm Slides

¿Te atreverás a deslizarte por uno de los tres toboganes de Storm Slides?

Si algo destacan los aventureros que ya han probado Storm Slides son los giros de los toboganes, tan enrevesados como divertidos. Esto es lo que hace de ella una atracción para todos, tanto pequeños como grandes, con el único objetivo de mojarse y dejarse llevar en un entorno envidiable. Los giros no serían tan apasionantes si no fuera por la velocidad a la que coger sus curvas, que casi puede ser comparada con la de un circuito de carreras. Nada menos que casi 50 kilómetros por hora son los que podrás alcanzar una vez subas a cualquiera de los toboganes trillizos de Storm Slides.

No disponemos de una máquina del tiempo, pero recuerda que siempre puedes volver a subirte al tobogán y olvidarte de septiembre con unas cuantas húmedas caídas.

Previous post

Rock 'n' Roller Coaster Starring Aerosmith te lleva al cielo sin salir de una limusina

Next post

Extra Magic Hours: A disfrutar de Disney World antes que nadie

Gonzalo Mendo

Gonzalo Mendo

Colaborador en Gaming Busters. Me gusta escribir sobre todo a lo que poder sacarle esa parte imaginativa que tanto gusta.